29 may. 2011

ESTUDIO BRIJUNI ARQUITECTOS_ EXTROVERSIÓN EN MALASAÑA

Últimamente, desde que asistí a una conferencia de la artista Mónica Alonso, no paro de darle vueltas a cómo aplicar color a los interiores. Todo proyecto tiene (yo lo considero más que fundamental), en mayor o menor grado un estudio cromático, pero ¿cómo acertar?

Sobre teorías del color hay mucho (muchísimo) escrito. De hecho en la conferencia que os comento, la artista explicaba su propia teoría de color y cómo la aplicaba en sus obras. Pero como en muchas cosas toda teoría es discutible. La percepción del color, y por tanto de las sensaciones que nos dan, depende mucho de la experiencia de usuario. Los colores no “significan” lo mismo para todos. Por eso arriesgar con los colores siempre da un poco de “miedo escénico”.




En el post de hoy os enseñaré el estudio propio de Brijuni Arquitectos. Un espacio en el que se ha sabido combinar color y rehabilitación, de una forma, a mi parecer, muy acertada. 





Situado en el singular barrio madrileño de Malasaña, conocido por sus muros “grafiteados” y el aspecto decadente de muchas de sus construcciones, se abre a la calle a través de grandes ventanales (como ocurre con muchas oficinas centroeuropas) un extrovertido estudio de arquitectura.




Los vidrios de seguridad utilizados evitan el feísmo provocado por los tradicionales elementos de cierre y permite el uso de carpinterías de madera blancas, que unifican el aspecto exterior con las carpinterías de los pisos superiores.




En el interior, se han querido dejar a la vista todos los elementos originales del espacio a los cuales se les han dado tratamientos de protección. Solamente en los muros más deteriorados se han colocado paneles de pladur blanco hasta la altura de acción de usuario.




El techo, también en mal estado, se ha ocultado con un falso techo que sirve a la vez para alojar el cableado de iluminación.




El antiguo suelo de baldosas de terracota se encontraba muy deteriorado por el anterior uso del local, una carpintería metálica, se ha sustituido por un pavimento técnico con acabado en resina verde ácido. Se prolonga este color en la columna central del local, un elemento que es característico de muchas construcciones de la zona.





Cocina, armario y aseo se distribuyen paralelos a las paredes para dejar un espacio central más liberado. El aseo se separa mediante un vinilo con diferentes transparencias y decoraciones vegetales.




El mobiliario es sencillo, ligero y colorido y permite un fácil cambio de la configuración según las necesidades de cada momento. Cabe destacar también los estores y luminarias elegidos.






Bajando las escaleras, no encontramos con un sótano abovedado en el que se encuentra la sala de reuniones. La bóveda cuenta con la intervención gráfica del artista Jack Babiloni, con una obra titulada “Brijuni es un paisaje mental”. Al fondo armario de almacenaje con puerta correderas de metacrilato retroiluminado. Los muros de este espacio han sido enfoscados por culpa de las humedades que tenían.



Este proyecto ha conseguido transformar un antiguo local oscuro y casi clandestino, en un espacio alegre, joven y extrovertido, recuperando un local abandonado y dejando visto el potencial de la arquitectura original. A mí, me ha gustado mucho.

Espero que os haya gustado. 

Vuelvo a pedir disculpas por no responder a vuestro emails y comentarios, un mesecillo más y el PFC está acabado y yo... libre.

Un saludo,

veru 

Sígueme también en:
Follow lo importante está en el interior

20 may. 2011

CASA FEZ_ DETALLES DE ARQUITECTURA

Si a una persona ajena al sector de la arquitectura le preguntas sobre viviendas moderna seguramente su primara imagen sea de edificaciones a base de cajas de hormigón y/o cristal. No hay más, para comprobarlo, que escribir en Google Imágenes “arquitectura moderna viviendas” y ver que cuadradísimo es casi todo lo que aparece.

Pero obviamente (y doy gracias a ello) no toda la arquitectura actual sigue esta moda. Una tendencia que, personalmente, ya resulta aburrida, incómoda y poco original, sobre todo si se combina con un interiorismo minimalista... me cansa y mucho.

Sobre otras tendencias arquitectónicas actuales que no sea la “arquitectura de cajas”  hay muchísimos ejemplos, como los “retorcidos” proyectos de la famosa Zaha Hadid.




La casa de la cual voy a hablaros hoy es un ejemplo de cómo esa arquitectura hormigonada va un poco más allá de la mano de un diseño original. Una vivienda que nos hace reflexionar sobre la gran belleza que puede aportar la arquitectura sin complementos. 

Además, no se ha intentado generar un espacio acogedor, mi moderno, ni vanguardista, si no simplemente un espacio vivencial que se adaptara al estilo de vida de usuario.





Os estoy hablando de la Casa Fez, en Oporto (Portugal), proyectada por el arquitecto Álvaro Leite Siza. Ha señalado ésta obra como “el trabajo de mi vida”, ya que es una vivienda creada para él mismo. "Este proyecto y todo lo que detrás de ella fue un reto enorme", dijo,  "Necesitaba mucha fuerza de voluntad y coraje - más aún que cuando decidí ser arquitecto. Trato de coser objetivos, intereses y metas. He seguido un ideal y por fin logrado mi sueño".





La esculturalidad y la claridad de las líneas puede recordarnos a Alvar Aalto. Casi se puede imaginar esta casa en los bosques finlandeses rodeada de abedules. Además de aportar interesantes puntos de vista y encuadres para la fotografía arquitectónica.



El arquitecto hizo todo. No sólo la planificación, coordinación y supervisión de la construcción, sino también la creación de los interiores así como el diseño del más pequeño detalles, incluidas las puertas, manijas, pasamanos, muebles, iluminación e incluso algunas pinturas. Lo que nos hace trasladarnos a la época de la Bahuaus o del Modernismo y sus grandes arquitectos-diseñadores.



Su abstracción geométrica exterior en blanco, las formas de los techos en el interior que se abren dejando ver los forjados de hormigón, las piezas heredadas de mobliario históricas y atemporales, la importancia de la luz, la calidez los suelos de madera, las ventanas sin adornos… hacen que el espacio se asemeje a un gran museo, galería de arte o hall.






Fotografía_ FG+SG


Espero que os haya parecido interesante el proyecto.

Además, pediros disculpas por tener la blogosfera y vuestras preguntas y comentarios desatendidos. Actualmente estoy en la recta final de mi proyecto fin de carrera y no tengo mucho tiempo. Espero en un mesecillo volver a estar tan disponible.


¡Y muchas gracias! ¡Ya solo falta uno para llegar a los 300 seguidores y la media de visitas diarias cada vez sube más!

Un saludo y no dejéis de comentar,

_veru

Sígueme también en:
Follow lo importante está en el interior

9 may. 2011

HOTEL PAZO ALTAMIRA_ CUANDO "MENOS" ES "MÁS"















El Hotel Pazo de Altamira se encuentra en pleno Casco Histórico de Santiago de Compostela, sus tres fachadas rematan una alargada y estrecha manzana entre la calle Altamira, la plaza de San Agostiño y el mercado. 

Proyectado por el estudio coruñés Creus e Carrasco, este hotel de esencia minimalista refleja perfectamente el espíritu de la famosa cita de Mies van der Rihe “Menos es más”. Pues pocas veces este “menos” (menos elementos compositivos, menos materiales, menos colores…) puede hacer “más” obteniendo un resultado tan exquisito y sutil como es el caso de esta rehabilitación de Covadonga Carrasco y Juan Creus y que se integra a la perfección con el entorno en el que se encuentra.


Pero no solo cabe destacar este sencillo y cálido minimalismo, sino que me ha resultado muy interesante el dominio del detalle. Barandillas, carpinterías, encuentros, tiradores… todo pequeño detalle tiene gran importancia. Característica que se puede destacar en todas las obras de este estudio y que dotan a sus espacio de un enorme, pero humilde, atractivo estético.


Esta intervención arquitectónica parte de un antiguo edificio, en la calle Altamira, cuya planta baja se usaba para comercio y las plantas superiores como espacios de viviendas. Del edificio original se han conservado las fachadas, la viguería y la posición de la escalera.


Además se ha podido mantener en cierta manera la distribución de los usos de las diversas plantas. Así pues  el antiguo portal es la recepción, la zona comercial mantiene el carácter público a través del restaurante y las demás plantas, antes viviendas, son ahora los dormitorios. Además, el edificio cuenta con una planta sótano de servicios (instalaciones, vestuarios, almacén…).


Los pocos materiales utilizados (madera de tea, madera de fresno y mármol) funcionan como articuladores del espacio. Así el espacio público de recepción y restaurante, se envuelve en un gran zócalo de mármol tallado; mientras que en las zonas privadas destaca la calidez de la madera. Y el color blanco se utiliza como argumento de tranquilidad y junto con la madera se combinan con el mobiliario: mesas, bancos, armarios y cabeceros.


En las plantas superiores la configuración espacial parte de un distribuidor en forma de abanico del cual surgen las puertas de las habitaciones y en el que se camuflan una zona de oficio y el montacargas. El hueco acristalado del ascensor y de la escalera dota a esta zona de una agradable luz natural.


Los dormitorios, aunque diferentes, parten de características comunes: tamaño, galería y balcón. Además de contar con preciosos cabeceros grabados para que cada habitación tenga en su interior un paisaje diferente.


La planta bajo cubierta tiene una configuración especial, pues consta de solo dos habitaciones con un salón común. Además un largo lucernario en cumbrera facilita la entrada de luz en estas estancias.


Esta delicada intervención se ha llevado a cabo con gran sutileza y buen hacer constructivo, mejorando las condiciones espaciales y ambientales del interior sin que, por ello, se haya visto afectada la necesariamente respetuosa actitud con el entorno edificado de la ciudad de Santiago de Compostela.




Como ya os comentaba antes, el valor del detalle es de gran importancia en las obras de Creus e Carrasco. Os recomiendo que os paséis por su web (click aquí) para poder conocer el resto de su obra, que abarca desde viviendas, espacios públicos hasta objetos. Sutileza hecha arquitectura.


Todas las imágenes son de Santos-Diez, fotógrafo especializado en arquitectura e interiores. No os perdáis tampoco su web (aquí).

¡Feliz lunes a todos!


Y muchas gracias por la gran cantidad de votos recibidos para el Concurso Talentos Design'11 (ver mi proyecto aquí). Ahora ya solo queda esperar a la publicación de las 50 obras seleccionadas y después, los ganadores. Está muy difícil, pero muchas gracias por el apoyo recibido.


¡Ah! El pasado jueves se inauguró la Vinoteca-Cervecería LD en Lugo, mi primer pequeño proyecto como diseñadora. Gracias a toda la gente que acudió y espero, en breves, poder hacer un post con las fotos del proyecto. 


_besos


Sígueme también en:
Follow lo importante está en el interior
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...